¿Qué hacer cuando la plancha pierde agua por la suela? Las causas más comunes y las soluciones

La plancha es un electrodoméstico que utilizamos mucho y con cierta frecuencia, por lo que puede ocurrir, dado el uso prolongado, que tienda a estropearse con el tiempo.

Uno de los problemas más frecuentes es la fuga de agua sucia de la suela: cuando la plancha tiene fugas, nuestra ropa recién lavada vuelve a mojarse, y además existe el riesgo de que se manche con el agua marrón que sale de la suela.

Veamos cuáles son las causas de esta molesta avería y qué hacer cuando se produce.

1. La estamos usando mal

¿Por qué gotea la plancha? Lo primero que hay que hacer cuando vemos que la plancha gotea es entender de dónde viene el problema. Generalmente, una plancha pierde agua por los agujeros de la suela o por la tapa del depósito. Pero hablemos de las fugas consistentes.

Si la plancha pierde poca agua o si es una herramienta nueva, es muy probable que simplemente la estemos utilizando de forma incorrecta.

Antes de empezar a planchar, debe esperar a que la plancha alcance la temperatura óptima: si el termostato está mal ajustado, o si la caldera no ha alcanzado aún la temperatura adecuada, puede formarse condensación y mojar el tejido.

Por lo tanto, hay que tener paciencia y no colocar la plancha sobre la ropa cuando todavía está caliente, ya que se corre el riesgo de liberar, junto con el vapor, también la condensación que se ha formado alrededor de los agujeros de la suela.

El ajuste correcto del termostato también es esencial para que la plancha alcance la temperatura adecuada, evitando este fenómeno desagradable.

2.Las juntas están desgastadas

Si la fuga es importante, y el aparato es bastante antiguo, la causa es probablemente más técnica: si la plancha pierde agua por la tapa de la caldera, el problema está probablemente en las juntas.

Especialmente si lo utiliza con frecuencia, es posible que las juntas, o el propio tapón, muestren signos de desgaste y permitan la salida de agua de la caldera. En este caso bastará con asegurarse de sustituir las piezas defectuosas.

Si esto no resuelve el problema, no podrá evitar llamar a un técnico: el problema podría implicar directamente a la caldera o a otros componentes internos de la plancha.El depósito podría estar estropeado, o las juntas internas de la plancha podrían estar desgastadas.

Generalmente, cuando el problema de la plancha es de este tipo, el agua sale directamente de la tapa del depósito, lo que hace que sea inmediatamente visible y, por tanto, menos arriesgado que una fuga originada bajo la suela.

3.¡Demasiada cal!

Si su plancha pierde agua por la suela, es casi seguro que se deba a la presencia de demasiada cal.La suela es la parte de la plancha que está en contacto directo con el tejido que se plancha, por lo que una fuga de agua sucia por la suela la mojará casi inevitablemente, manchándola a menudo.

La suciedad que se ve en el agua, y que puede manchar los tejidos, no es más que cal quemada, que sale por los agujeros de la suela junto con el vapor y el agua.

La forma más sencilla y eficaz de eliminar la cal que obstruye los orificios de la suela es lavarla con vinagre. Puede preparar una solución de agua destilada y vinagre de vino, diluida al 50%.

Una vez que haya llenado la caldera de la plancha con la solución, sólo tiene que encender la plancha y dejar que descargue vapor a la máxima potencia. Algunas planchas del mercado tienen características especiales para la limpieza, que permiten una descarga de vapor rápida y muy potente.

Para evitar que el olor a vinagre permanezca en su ropa, simplemente realice el mismo lavado con una solución menos cargada de vinagre y luego lave sólo con agua destilada.

¿Y si el problema sigue sin resolverse?

Si hemos encontrado el punto de fuga y hemos procedido a las soluciones anteriores sin éxito, es probable que el problema sea más grave de lo esperado. Veamos cuáles son los problemas más frecuentes:

  • El cable de alimentación está dañado: aunque tendemos a subestimarlo, a menudo los daños o el desgaste excesivo del cable de alimentación pueden producir graves daños.Al no permitir que la corriente eléctrica llegue correctamente a los circuitos, puede impedir que se alcance la temperatura adecuada, formándose condensación en la placa.
  • el circuito de agua caliente de la resistencia está incrustado: el circuito de agua caliente, al igual que la placa de cocción, está constantemente en contacto con la cal presente en el agua del depósito, por lo que puede incrustarse u obstruirse; en los casos más graves puede incluso agrietarse, provocando una fuga de agua.
  • el termostato está defectuoso: si hemos ajustado el termostato según las instrucciones del fabricante, y el problema sigue ocurriendo, es posible que el termostato no funcione correctamente.
  • la electroválvula está rota o dañada: la electroválvula regula el paso de agua y vapor a nivel de la resistencia de la plancha, impidiendo de vez en cuando el acceso a uno u otro estado. Si la electroválvula está defectuosa o rota, el agua saldrá continuamente por los agujeros de la electroválvula en la suela, presumiblemente junto con el vapor. En este caso, la única solución es sustituir el componente dañado por un técnico.

Algunos consejos más

Hemos visto las posibles causas de mal funcionamiento de la plancha, y cómo actuar si ésta pierde agua por la suela o por la tapa del depósito.

Como en todo electrodoméstico, un correcto mantenimiento está en la base de todo.

En primer lugar, es conveniente utilizar agua destilada para la plancha: los problemas relacionados con la cal son claramente mucho más frecuentes si se utiliza -para llenar la caldera- agua del grifo en lugar de agua destilada, como recomiendan casi todos los fabricantes.

También es conveniente limpiar periódicamente la suela y el circuito de agua caliente lavando con vinagre, o utilizando productos específicos si lo prefiere, para que no surja periódicamente el problema de la cal.

La plancha también debe guardarse en un ambiente adecuado, a ser posible no húmedo.

¡Siguiendo estos sencillos trucos nuestra plancha tendrá sin duda una vida más fácil!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba